¿Y si Radio Andorra regresara?… online

Radio Andorra

En bondia.ad podemos leer: Van a tientas, reconoce René Girma, y ​​aunque tienen ya el proyecto bien pensado y muchas de las preguntas resueltas, les falta respuesta a la más importante: ¿cómo se vería desde el Principado la propuesta de hacer renacer la marca Radio Andorra? ¿Quién les apoyaría? No quisieran pinchar sensibilidades, que parezca un intento de colonización, un de fuera vinieron. Pero es que la idea les parece golosa y, lo que es más importante, absolutamente factible: ni siquiera cara, en realidad: “No creo que la financiación sea un problema, con una pequeña parte del presupuesto destinado a publicidad”. Después de todo, una emisora ​​que funcione por Internet requiere una infraestructura más bien discreta. Aparte, estima Girma, una vez obtenidos los soportes necesarios en un mes podría iniciar las emisiones.

En el origen de la idea se podría situar ese experimento de recuperar algunas de las emisiones históricas que se puso en marcha con motivo del 80 aniversario de Radio Andorra. Junto a Girma en este núcleo generador de la idea se encuentra Thierry Bernard, que fue el director de Sud Radio que cargó con el peso de la emisora ​​en Andorra, y Jean Clergue, otro antiguo miembro de la plantilla de Radio Andorra y posteriormente fundador de Pyrénées FM. Y sería esta marca, según la propuesta que pelean, que iniciara una colaboración para la difusión de parte de la programación, dado que cubre un radio de interés en el sur de Francia visto desde Andorra: Ariège, l ‘Aude, los Pirineos Orientales, el Alta Garona y una parte del Tarn, hasta Pau, Bayona y Perpiñán. Hacia el sur, ¿por qué no? Podría pensarse en la colaboración con una radio catalana. Ésta sería la lengua predominante, puntualizan.

En cuanto a la programación, ¿a los contenidos? «Un programa que se parecería a la antigua radio: música e información, con crónicas, historias de Andorra y de Catalunya» y todo ello, «preparado con corresponsales en el país», proponen.

Es una lástima, opinan, dejarse perder un patrimonio de la memoria, el histórico indicativo, cuando todavía hay tanta gente que se acuerda. Creen también que “es el buen momento”, ahora que el Principado y Francia intentan reforzar la cooperación, darle la vuelta a esta balanza donde tanto peso alcanza el vecino del sur. Sin embargo, dudan de cuál sería “el mejor interlocutor” para iniciar el ataque, para exponer la idea. ¿El embajador Jean-Claude Tribolet les apoyaría? ¿A quién dirigirse al Gobierno? ¿Cultura? ¿Exteriores? En estos momentos, son conscientes de ello, hay asuntos más acuciantes que abordar. De momento, comienzan por la prensa, que siempre puede servir para lanzar el anzuelo. O el globo sonda, suele decirse. En todo caso, reconoce Girma, van a tientas. Después todo es cuestión de recoger «buenas voluntades». El modelo, explica, es el de Mónaco relanzando su televisión a través de TV5 Monde. «El renacimiento de Radio Andorra, con todos los canales de difusión actuales, constituiría un verdadero evento mediático», dicen los artífices de la idea. Aparte de un instrumento de promoción del país.

67788

Sé el primero en comentar este artículo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo no será publicada.


*