Julia Otero (Onda Cero): «Mi oncólogo me manda a paseo y soy obediente»



Julia Otero

La Voz de Asturias publica que Julia Otero continúa con su recuperación del cáncer que le fue diagnosticado el pasado mes de febrero, tal como anunció ella misma en la antena de su programa Julia en la onda, de Onda Cero. Aunque se ha tomado un tiempo de descanso de su trabajo para recibir tratamiento y reponerse, de vez en cuando la periodista se comunica a través de las redes sociales para demostrar el optimismo y la energía con los que afronta este período de su vida. También interviene de forma muy esporádica en su programa.
En las últimas horas, la locutora monfortina compartió una imagen suya paseando por el campo en compañía de su perro y donde confiesa su determinación para cumplir los consejos del médico y contribuir en todo lo posible a su recuperación. «Mi oncólogo me manda a paseo y soy obediente. Cada día 6, 7 u 8 kilómetros. Así se estimula la producción de unos seres muy simpáticos llamados neutrófilos», escribe Julia Otero junto a una imagen que etiqueta como «#MeEstoyHaciendoUnMaster» y «#CurandoYAprendiendo». A finales de abril, la periodista compartió otra imagen de su inmunización contra el covid-19 en la que aparece recibiendo la segunda dosis de la vacuna, un proceso que pudo completar en Cataluña con antelación a su grupo de edad por ser paciente oncológica.

La directora y presentadora del programa radiofónico Julia en la onda, anunció el pasado 22 de febrero que permanecería algunas semanas alejada de los micrófonos para someterse a un tratamiento oncológico. Julia Otero, de 61 años, según un comunicado difundido por la cadena Onda Cero, explicaba entonces que unos días antes durante un control rutinario, «de esos que todos tenemos que hacernos, llegó la sorpresa». «Después de una semana he llegado a la conclusión de que tenía que compartir con todos los oyentes la razón de mi ausencia. Miles de tardes compartiendo la vida y qué menos que contar lo que me pasa», aseguró la comunicadora. «En un rinconcito aparecieron células egoístas, como las llama el doctor López Otín que no procuran el bien común sino que se olvidan y van por libre», ha comentado la presentadora originaria de Monforte de Lemos. «Voy a estar un poco fuera de combate, unos poquitos meses -anunció Julia Otero-. Aunque mi oncólogo dice que entre quimio y quimio me deje de tonterías y que vaya a la radio a daros un poco la tabarra. Y eso es lo que pienso hacer».

«La palabra cáncer da miedo, pero estoy aprendiendo a pronunciarla en primera persona desde hace seis días», señaló la periodista, que añadió: «No es fácil, pero ahí estamos». «A las cosas hay que llamarlas por su nombre», dijo para explicar ella misma a su audiencia el motivo de su ausencia durante los últimos días.

«Hay miles de personas que están pasando lo mismo y algunas estarán escuchándome en este momento, que sepáis que ahora sé exactamente lo que se siente. Si la ciencia envía un robot a Marte que llega a la hora y el día previstos, cómo no vamos a superar» el cáncer, añadió, agradeciendo además «las dosis de mimos y pensamiento positivo» que le habían trasladado tanto su equipo como las directivas de Onda Cero y Atresmedia.
Pocas personas conocían la enfermedad de Julia Otero, más allá de su círculo más cercano. Incluso algunos de los colaboradores del programa se enteraban al tiempo que ella lo anunciaba en las ondas, con una entereza y un optimismo sincero. Nacida en MonforteNacida en Monforte de Lemos en mayo de 1959, Julia Otero se mudó a Barcelona junto a sus padres a los tres años y allí se licenció en Filología Hispánica. Orgullosa de sus orígenes, hace un tiempo los puso en valor después de que Rocío Monasterio, de Vox, la tachara de «urbanita»: «Tiene de mí el mismo conocimiento que sobre la emergencia climática. Nací en una aldea de 20 personas, hija y nieta de campesinos gallegos, expulsada de mi tierra- como tantos emigrantes- por el régimen que usted venera. La disculpo: noto que le hace ilusión ver un tractor de cerca», le respondió en un tuit que se convirtió en viral.

Llegó a los medios de comunicación de manera casual en la adolescencia y desde entonces ha estado vinculada sobre todo a la radio, pero también a la televisión de forma esporádica. Tras años presentando diferentes programas de radio junto a Carlos Herrera y José Manuel Parada debutó en el año 1987 en un programa de debate en La 2, llamado Una historia particular. Entre 2004 y 2005 presentó el programa de entrevistas Las cerezas, en La 1 y en el año 2007 regresó a Onda Cero, donde su espacio La radio de Julia se había hecho célebre en los 90, para conducir el magacín de sobremesa Julia en la Onda, que presenta desde entonces y del que ahora se ausentará durante un tiempo. Es madre de una hija, Candela, que es médico y a la que se refirió emocionada al comienzo de la pandemia: «Mitad sufrimiento, mitad orgullo de mami. La veo como a una niña pero sale cada mañana a pelear como una guerrera con su antifaz», escribía en abril del 2020. La joven comparte profesión con su padre, Josep Martínez, jefe de Urgencias Domiciliarias en el Hospital de Barcelona, con el que Otero comparte vida desde hace más de dos décadas. Precisamente a ella le dedicaba el premio Ondas que recogía emocionada en el año 2018. «A mi hija Candela, porque en los últimos 22 años, que es los que ella tiene, o por a o por b, o por radio o por tele, casi nunca he podido ir a buscarla al colegio. Te quiero princesa», le decía. Oleada de mensajes de apoyo a Julia OteroMuy querida por el público, pero también muy respetada entre sus compañeros, tras anunciar su cáncer numerosas personas le han deseado lo mejor en las redes sociales, desde compañeros como Sandra Golpe, Ana Pastor, Jodi Évole y Pepa Bueno a políticas como Inés Arrimadas o Ada Colau. El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, también le dedicó un tuit en el que dice: «Mucha fuerza y mis mejores deseos para una pronta recuperación que te permita volver a la primera línea de la radio. Tu voz es indispensable en el mundo del periodismo». «Tras una semana de ausencia, @julia_otero cuenta a sus oyentes que tiene cáncer. Todo mi afecto, que es mucho, y todo mi ánimo, porque fuerza para superarlo le sobra y acaba de demostrarlo con sus palabras. Un abrazo», le deseaba Isaías Lafuente, periodista de la cadena SER.

64391