Denuncian irregularidades en la emisora del Ayuntamiento de Madrid, M21 Radio



M21 Radio

La emisora de radio perteneciente al Ayuntamiento de Madrid (M21 Radio) estuvo durante veinte años sin la necesaria autorización legal para emitir en antena. Sin embargo, como ya es conocido, las inversiones en equipamiento, material y personal se han sucedido a lo largo del tiempo, con especial relevancia en el último período de la emisora en el Palacio de Cibeles, sede del Ayuntamiento de Madrid.

Fue el pasado mes de enero cuando la Dirección General de Telecomunicaciones, dependiente del Ministerio de Asuntos Económicos y Transformación Digital, concedió la autorización tras la inspección de las instalaciones del centro emisor en el que actualmente se ubica la antena. Según el articulo 62.9 de la Ley 9/2014, General de Telecomunicaciones: “Con carácter previo a la utilización del dominio público radioeléctrico, se exigirá, preceptivamente, la aprobación del proyecto técnico y la inspección o el reconocimiento favorable de las instalaciones… con el fin de comprobar que se ajustan a las condiciones previamente autorizadas”.

Desde que en febrero de 1999 fuera aprobado el proyecto técnico inicial de instalación de la emisora, el Ayuntamiento de Madrid nunca solicitó a la Dirección General de Telecominicaciones la inspección del centro emisor para que se comprobara que se ajustaba a lo descrito en el proyeto técnico. Y no solo eso, sino que, además, el Ayuntamiento cambió de ubicación el centro emisor trasladándolo a un lugar crítico en el que podía crear interferencias con la estación de comprobación técnica de emisiones radioeléctricas de la Dirección General de Telecomunicaciones.

Muestra de que el Ayuntamiento de Madrid era conocedor de que la emisora llevaba años emitiendo sin permiso, fue lo manifestado por el consejero delegado de Madrid Destino, Fernando Benzo, durante la Comisión Permanente Ordinaria de Cultura del Ayuntamiento de Madrid (fecha de 22 de octubre y de 19 de noviembre de 2019), en la que justificó el cierre de la emisora M21, creada en la etapa de Manuela Carmena, no solo porque era un proyecto ruinoso que acumulaba 4,3 millones de euros de gasto, sino también por falta de autorización para emitir por parte del Ministerio.

Según algunas fuentes, ya existe una denuncia presentada ante la Secretaría de Estado de Telecomunicaciones para la imposición al Ayuntamiento de Madrid de una sanción millonaria por infringir la Ley General de Telecomunicaciones: Artículo 79 “Por la comisión de infracciones muy graves se impondrá al infractor multa por importe de hasta veinte millones de euros”.

Por otro lado, cabe señalar que en la actualidad la emisora municipal sigue operativa, pues aunque no emite programas al aire, si transmite en antena una señal sin contenido sonoro alguno (silencio) lo que técnicamente se denomina “onda portadora”. Esta situación de estado durmiente de la emisora municipal lleva así desde la llegada a la alcaldía de Martínez-Almeida, pese a su promesa electoral de cerrar la emisora. Algo que objetivamente no se ha cumplido porque el Ayuntamiento renovó voluntariamente el título habilitante de la frecuencia de la emisora a requerimiento de la Secretaría de Estado de Avance Digital, en diciembre de 2019.

Otro factor que apunta a que las irregularidades en torno a la radio municipal continúan es que, atendiendo a las competencias de la Comunidad de Madrid en materia de radiodifusión, no puede permitirse el funcionamiento de una emisora, ya sea municipal o privada, sin emitir una programación en antena, lo que podría conllevar sanciones y/o la revocación de la concesión. Algo que, por los plazos previstos, ya tendría que haber sucedido.

61692

loading…

Sé el primero en comentar este artículo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo no será publicada.


*