Cómo arrancar un podcast con muy poco dinero

Ralph Sutton

Las claves las apuntan desde entrepreneur.com:
Desde cómo encontrar equipo barato hasta cómo tener a los mejores invitados, Ralph Sutton, co-host del podcast The SDR Show, nos dice todo lo que necesitas saber sobre cómo iniciar tu propio podcast.

Podcasting Insights estima que actualmente hay 750,000 podcasts existentes, con un archivo combinado promedio de más de 30 millones de episodios. Esto plantea la pregunta: ¿En serio el mundo necesita otro podcast?

La respuesta: ¡Sí!
La audiencia de los podcasts es insaciable, siempre hambrienta de más conocimiento, nuevas experiencias y nuevas voces. Y para la gente del otro lado de los audífonos -los creadores-, los podcasts ofrecen toneladas de recompensas, incluyendo poder mostrar tus credenciales como experto, crear nuevas fuentes de ingresos, construir presencia de marca para tu negocio y honestamente, los podcasts son divertidos de hacer.

Entonces, ¿cómo empezar un podcast? Le preguntamos a Ralph Sutton, co-host del podcast de comedia The SDR Show y fundador de la red GaS Digital Network con más de un millón de suscriptores, que nos pintara el panorama, empezando desde el día uno. Ya sea que quieras crear un podcast dedicado a negocios, a libros, a la comedia o a técnicas de meditación, los pasos para hacerlo son prácticamente los mismos. Aquí te dejamos todo lo que Sutton nos dijo sobre cómo empezar.

¿Por qué quieres tener un podcast?
“Lo primero que le digo a la gente es que si lo que quieres es ganar dinero, no lo hagas. Yo empecé en el radio y me iba my bien, pero no empecé con la idea de ‘Dios, voy a ser millonario haciendo radio’ Sólo quería hacer radio. Y es lo mismo con los podcasts. Tienes que querer hacerlo, independientemente de si hay cinco personas o cinco millones escuchándote”.

El primero paso: ¡Empieza a hablar!
“Antes de investigar, antes de empezar a pensar en marketing o en cualquier otra cosa, sólo empieza a hacerlo. Ve si te gusta y si te gusta escucharte. Si tú mismo no te puedes escuchar, si para ti no es interesante lo que dices, te prometo que no lo será para nadie más. Pero no juzgues esos primeros episodios tan duramente. Planea desecharlos, lo más probable es que sean malos. Nadie tiene el don de sentarse, prender el micrófono y ser el más entretenido desde el primer día. Pero si hay destellos de algo bueno, o si no los hay pero te la estás pasando bien, síguelo haciendo”.

Escucha podcasts similares
“Si quieres hacer un podcast de marketing, entonces escucha los cinco mejores podcasts de marketing que existen y fíjate en lo que te gusta y en lo que no. Lo mismo para la comedia, las reseñas de películas, lo que sea que te guste. Siéntete libre de tomar algunas ideas y hacerlas tuyas, haz una lista de segmentos y de ideas para descifrar el formato de tu podcast. Si entiendes lo que está haciendo la competencia, puedes diferenciarte de los demás. Y recuerda: esto es un programa. Le he dicho esto a la gente millones de veces: tres o cuatro tipos sentados alrededor de micrófonos, tomando y diciendo tonterías no es un programa, es 90 por ciento de los podcasts que existen. Ten un formato, planea un poco”.

Consigue equipo de grabación (barato)
“Compra un micrófono barato que se conecte a tu iPhone o Android. Puedes conseguir uno bueno por $1,500 o $2,000 pesos. Los que nosotros usamos en el programa ahora son más caros y sí, hay una diferencia en la calidad, pero no tanta como para gastar más en algo que apenas vas a arrancar”.

Descarga software de edición de audio y aprende a usarlo
“Tienes que ser lo más independiente posible. No seas ese universitario consentido que decide que no quiere editar su programa esta semana y te quedes sin episodio. Puede que más adelante contrates a alguien que haga las cosas mejor que tú, pero al principio hazlo tú mismo. Hay una gran plataforma de edición llamada Soundtrap que cuesta menos de $300 pesos al mes, y un editor gratuito buenísimo llamado Audacity. Ambos son fáciles de aprender a usar, y la edición te ayudará a saber lo que puedes mejorar en el siguiente episodio”.

Consigue un logo y un audio para tu podcast
“Claro que habrá algunas cosas que no puedas hacer. Puede que te convenga contratar a un diseñador para hacer tu logo. Y puede que te convenga contratar a un músico para hacer tu intro. Fiverr.com es una gran plataforma para este tipo de cosas. Otro recurso es Canva, que es como un Photoshop para pobres. Incluso si no sabes lo que estás haciendo, fácilmente puedes hacer un buen logo. Es gratis y no trae marca de agua, algo indispensable para no abaratar tu marca”.

Ponle un nombre a tu podcast
“Quieres que haya simetría social con tu nombre, lo que significa que el nombre de tu podcast debe ser el nombre de tu sitio web, de tu cuenta de Twitter, de Instagram, etc. Hay muchos recursos digitales como NameChekr y Name Check donde puedes escribir el nombre que tienes en mente y revisar si está disponible en todas esas plataformas. Soy un firme creyente de que tener el mismo nombre en todos lados, y no tener que estarle agregando un número o alguna cosa rara en alguna cuenta porque el nombre que elegiste ya existía en Twitter. Para mi programa, “The Sex, Drugs & Rock and Roll Show” ya existía, y así fue como terminamos con The SDR Show”.

Ten un sitio web
“Esto es muy importante. Google le está apostando en serio a los podcasts, y están haciendo que aparezcan en las búsquedas, pero esto sólo si el podcast tiene un sitio web con el mismo nombre en la URL. Así que si alguien está buscando tips de marketing y tú tienes un podcast que habla de esto, ¿adivina qué? Te habrás conseguido un nuevo escucha”.

Los micros baratos están bien, pero la calidad del audio sí importa
“Una vez que hayas iniciado y creas que quieres seguirlo haciendo, una de las cosas que puedes hacer para mantenerte a la delantera de los demás es mejorar la calidad del audio. Personalmente, yo me desconecto si escucho un mal audio, independientemente de quién esté hablando. La mayoría de los escuchas de podcasts quieren escuchar un buen audio. Hay sitios como Soundtrap y Auphonic que mejorarán el nivel de tu audio y harán que tus archivos se escuchen mucho mejor”.

¿Lo harás solo o quieres un co-anfitrión?
“Muchas personas no pueden hacer monólogos y entonces necesitarán un co-anfitrión. Si decides tener un co-host, asegúrate de que éste vaya a hacerlo contigo un buen tiempo. Nada peor que iniciar algo y que tu co-host se vaya. Y asegúrate de que sus nombres no aparezcan en ninguno de tus intros ni de tus gráficos, porque si se va o algo cambia, tendrías que volver a hacerlo todo desde el principio”.

Consiguiendo invitados
“Claro que cuando vas empezando no vas a enviarle un mail a Mark Cuban e invitarlo al programa. Ve a los sitios que mencioné antes y acércate a otros podcasters que te gusten y diles: ‘Oye, me gustaría ir a tu programa si tú vienes al mío’”.

Subiendo tu programa
“Ya tienes un programa, ahora necesitas descubrir dónde quieres almacenarlo. Hay muchos sitios de hosting disponibles, y tienes que elegir uno bueno. Hay algunos gratuitos, pero ¿sabes qué? Obtienes lo que pagas. Yo te recomiendo usar Libsyn. No es gratis, pero si no estás dispuesto a gastar unos $300 pesos al mes en un proveedor de hosting, puede que no te estés tomando tan en serio esto de hacer tu podcast. Busca en Google un cupón o un mes gratuito. Libsyn crea un feed de RSS para tu podcast y te da una página de destino a la que quieras dirigirlo. Puedes ingresar manualmente estos destinos, pero tienen los más importantes como Spotify, iTunes, Stitcher y muchos más. Querrás aparecer en todas las plataformas posibles”.

Sé consistente
“Sal con al menos tres episodios para que la gente pueda escucharte de corrido y generen lealtad a tu producto. ¡Y sé consistente! Si tu programa es de media hora, entonces todos hazlos de media hora. No salgas el lunes una semana y el viernes de la siguiente. Incluso si es algo que harás una vez o dos veces al mes, sé consistente para que tus escuchas sepan cuándo habrá nuevos episodios. No decepciones a tus escuchas, puede que si no hay contenido se olviden de regresar después. Y no quiero sonar deprimente, pero mi papá murió hace dos años y no falté a ningún episodio, porque el programa significa demasiado para mi. Ten un episodio de respaldo por cualquier cosa. También puedes tener un episodio de “lo mejor de” con unos cinco clips de invitados que hayas tenido. Ponte creativo. Y en el peor de los casos, si realmente no tienes tiempo de armar un nuevo episodio, pon un clip que diga ‘Oigan, pasó esto y desafortunadamente no voy a poder crear un nuevo episodio esta semana, pero nos vemos la próxima’. Si a ti no te importa, a nadie más le importará”.

Promociona tu podcast… ¡No seas tímido!
“Soy un gran defensor de ABP: Always Be Promoting (promociónate siempre). El año pasado me tocó ser jurado y al final de mis tres días de intervención, y creo que logré que me escucharan 25 personas. No salgo de mi casa sin stickers y creo que fracasé en el día si no le cuento sobre mi podcast a por lo menos un barista o a una persona que me encuentro en el metro”.

Ayuda a tu audiencia a encontrarte
“Obviamente debes promocionarte en Instagram, Facebook, Twitter y todo eso, pero la realidad es que la gente le es muy leal a sus plataformas. Si alguien está viendo Instagram, lo más probable es que no se vayan a salir de ahí para escucharte. Para mi, la mejor forma de promocionar un podcast es siendo invitado en otro podcast. Ahí es donde está tu audiencia y donde verás un buen retorno de inversión. Reddit es buenísimo para que te inviten a otros programas. Sub-Reddits como podcasting y podcasts tienen cientos de personas que están en lo mismo que tú. Luego está el sitio web Podcast Guests donde puedes ofrecerte como invitado gratuito”.

Monetizando tu podcast con publicidad
“Hay un término estándar llamado CPM, que significa Costo Por Millar, y en general, en la industria el estándar está entre los $15 y los $25 dólares por cada mil escuchas. No es mucho si tienes 1,000 escuchas. Cuando SDR llegó a los 2,000 escuchas yo estaba ganando como $300 dólares por programa, algo que en teoría no sería posible si nos apegamos al CPM. Pero esto sí fue posible porque salí y me puse a hablar con la gente.

Me di cuenta de que muchos de nuestros escuchas estaban en New Jersey, así que imprimí mis estadísticas y fue con el dueño de un club que conocía y le ofrecí un trato ridículo. Le dije “Hablaremos de tu club durante un minuto si nos pagas $25 dólares el episodio, $100 dólares al mes, durante tres meses”. El tipo dijo OK y me dio $300 dólares. Y así, tuve lo suficiente para un año de mi hosting, algo de gasolina y un poco de cerveza. Así que yo le aconsejo a la gente salir y hablar con los negocios. Si es un podcast D&D, seguro hay una tienda en tu ciudad. Si es un podcast de bebidas, seguro hay bares en tu ciudad. Y si le dices a tus escuchas que mencionen tu podcast si van a esos lugares, los dueños serán tus patrocinadores de por vida”.

¿Quieres empezar? ¡Empieza!
“Mi consejo número uno para cualquiera que pregunte es que empiece. Estás en un día y una edad en la que se puede armar un podcast casi de inmediato. No hay excusas, no hay nada que descifrar, todo está listo para ti. Y una vez que empieces, síguelo haciendo. Yo le digo a todo el mundo: estás a un clip viral de que te escuchen 100,000 personas”.

57649