Vicente Azpitarte (esRadio) moderó la 1ª edición de “Diálogos en Libertad”

Vicente Azpitarte, en el centro de la foto

El Hotel Hesperia, situado en pleno corazón de Madrid, ha sido escenario este martes 25/4 de la primera edición de Diálogos en Libertad, organizados por Libertad Digital, que ha tratado sobre la violencia en el deporte base, una lacra cada vez más visible en la sociedad española. Y, para ello, este medio ha contado con las voces autorizadas de cinco ponentes de lujo que, durante cerca de una hora y media, han analizado, propuesto medidas y buscado soluciones a este problema.

Se trata de Javier Tebas, presidente de la Liga de Fútbol Profesional; Pablo Salazar, director general de Deportes de la Comunidad de Madrid (CAM); Juan José Nieto, director general de Enseñanza infantil, primaria y secundaria de la CAM; Isidoro San José, exfutbolista del Real Madrid, colaborador de esRadio y director de una escuela de fútbol a su nombre; y Arturo Daudén Ibáñez, exárbitro internacional, en un acto moderado por el director de Deportes del Grupo Libertad Digital, Vicente Azpitarte, y que ha contado con el impulso de la Comunidad de Madrid, muy concienciada con el problema de la violencia en el deporte base.

Después de que Azpitarte repasara algunos de los distintos episodios de violencia registrados en los últimos tiempos en el fútbol base español, Javier Tebas quiso destacar que el asesinato del seguidor del Deportivo de La Coruña Francisco Javier Romero Taboada, conocido como Jimmy, en noviembre de 2014 supuso un “punto de inflexión”, al tiempo que quiso destacar que “la violencia verbal es la antesala de la violencia física”. En este sentido, el presidente de la Liga hizo un llamamiento a padres, educadores y entrenadores para que prediquen a sus hijos con el ejemplo. “Si los padres van al campo con sus hijos y escuchan ‘Ese portugués, que hijo puta es’ o ‘Messi, subnormal’… ¿qué educación estamos dando?”, dijo. “Llegas y te dan un folleto sobre el decálogo de buen padre… ¡toma! No, esto no  funciona así”, denuncia el presidente de La Liga, añadiendo que los episodios de violencia en el deporte base “básicamente se producen sólo en el fútbol” porque “no estamos haciendo las cosas bien”.

No obstante, los dirigentes de la Comunidad de Madrid que han participado en esta mesa redonda, Pablo Salazar y Juan José Nieto, también han destacado que estos episodios se producen en otros deportes como el fútbol sala y el baloncesto, por poner algunos ejemplos, si bien reconocen que en el fútbol hay una mayor repercusión gracias a la difusión de los medios de comunicación.

Asimismo, el máximo dirigente de la Liga pasó a dar datos y recordó que en la temporada 2016/17 se han registrado un total de 246 casos entre actos violentos (111), relacionados con los árbitros (108) y comportamientos racistas o xenófobos (27), señalando además que han enviado 27 comunicaciones a la Real Federación Española de Fútbol (RFEF) “sin ninguna respuesta”. “La Liga llega hasta donde llega, pero la que tiene que coordinar es la Federación. No podemos hacer esto solos”, señalaba Tebas.

Por su parte, Isidoro San José sostenía en esta mesa redonda, que igualmente ha contado con el apoyo de la escuela técnica de fútbol que él mismo dirige y con el del Instituto Superior de Derecho y Economía (ISDE), que tiene “más problemas con los padres que con los niños”. “Los padres tienen que saber que su hijo no tiene por qué ser Messi”, decía, por su parte, Salazar, mientras que Arturo Daudén Ibáñez califica de “intolerable” que estos episodios de violencia se produzcan “en pleno siglo XXI”. “No ha habido voluntad de atajarlo”, denuncia el el excolegiado, añadiendo que “no se han tomado las medidas disciplinarias con entrenadores, educadores y padres que son responsables de la educación de esos chavales”.

Más allá de estos actores, otro papel importante en la violencia en el deporte base lo tienen los medios de comunicación. En este sentido, Javier Tebas se ha mostrado preocupado con “cierto periodismo y ciertos programas, sobre todo de televisión, que destacan algunas polémicas más allá de los lances del juego normales”.
“Ver imágenes de cómo un jugador escupe a otro… eso no favorece”, denuncia el presidente de la Liga, quien también se ha referido a la polémica celebración de Leo Messi en el Clásico entre Real Madrid y FC Barcelona disputado el pasado domingo en el estadio Santiago Bernabéu (2-3), descartando en cualquier caso que el argentino se caracterice por ser un “provocador”.

“Messi jamás se ha caracterizado por ser un provocador”, dice un Tebas que quiso hacer hincapié en que “hay que mejorar la celebración de los goles. Si la (celebración) de Messi incita a la violencia o no, el resultado fue que no. En cambio, lo que vimos con los jugadores del Barcelona en Mestalla (varios futbolistas azulgranas cayeron al terreno de juego haciendo teatro tras el lanzamiento de una botella desde la grada del estadio del Valencia)… hay que mejorar el tema de celebraciones. Hay que evitar celebraciones humillantes como los cortes de manga, los bailes…”.

Asimismo, el presidente de la Liga ha propuesto una serie de medidas “antes, durante y después” de los partidos para atajar el problema de la violencia en el deporte base, entre las cuales destaca las de “designar un responsable de la integridad de jugadores, entrenadores y padres”, “dar el partido por finalizado si existen problemas” o la creación de “una base de datos para poner cota a los violentos”.

Son “medidas muy interesantes”, en opinión de los ponentes de la Comunidad de Madrid, Salazar y Nieto, mientras que Daudén Ibáñez y San José se han expresado en la misma línea. El aragonés, que pitó partidos de Primera División durante diez temporadas (1995-2005), dice ponerse “muy colorado” cuando ve estas “imágenes de  violencia”, añadiendo al respecto que “estamos peor que hace 50 años”, mientras que el exjugador madridista apuesta por sancionar a padres, entrenadores y clubes, y advierte que “nunca debe salpicar a los niños”porque “así nos quitaríamos un problema a corto plazo”, pero “nunca conseguiríamos erradicarlo”. “Hay que hacer más caso a los niños”, apuesta, en este sentido, Javier Tebas.

Asimismo, Pablo Salazar destacó el ejemplo de deportividad de las aficiones del Atlético de Madrid y Real Madrid en las finales de la Champions que enfrentó a ambos equipos tantos en Lisboa (2014) como en Milán (2016). “Las imágenes de televisión han hecho encender las alarmas sobre la violencia en el deporte. Todos tenemos que inculcar los valores a los deportistas, aunque el 90 por ciento de los incidentes son agresiones verbales. La agresividad está en la grada”, reseñó el responsable de Deportes del Ejecutivo regional.

48516