‘El matí de Catalunya Ràdio’ mejora respecto a hace un año, pero aun está a 179.000 oyentes de Jordi Basté (RAC 1)



Laura Rosel

Ara informa que RAC 1 revalida, una vez más, el liderazgo radiofónico: tiene 866.000 oyentes, por los 641.000 que tiene Catalunya Ràdio y los 421.000 de la SER. Son resultados del primer EGM postcovid, ya que la segunda ola se suspendió porque la pandemia impidió realizar encuestas presenciales. Laura Rosel firma un buen debut en Catalunya Ràdio, ya que su matinal consigue 476.000 oyentes, una cifra que mejora los 430.000 que firmó Mònica Terribas hace un año (aunque no llega a los 504.000 de El matí de Catalunya Ràdio en el anterior oleada, en abril). Y en todo caso Jordi Basté sigue siendo el radiofonista más escuchado de Catalunya, con un cómodo margen de 179.000 oyentes, ya que El món a RAC 1 sube hasta los 655.000 seguidores (hace un año tenía 631.000). Josep Cuní, desde SER Catalunya, escala de los 28.000 a los 33.000 fieles.

Los programas emblema de RAC 1 continúan liderando sus franjas. Es el caso de La competencia, que sube los 219.000 a los 236.000 oyentes. O del Versió RAC 1, que a pesar de ganar una hora y bajar los 238.000 a los 217.000 se mantiene como indiscutible rey de las tardes, ante un Estat de Gracia que cae de los 85.000 a los 67.000 oyentes. También sufre un retroceso del Islandia de Albert Om, de los 160.000 a 121.000, pero el Tot Costa de Catalunya Ràdio todavía le queda lejos, ya que firma 87.000 seguidores, 14.000 más que en la misma oleada del año anterior. El Vostè Primer de Marc Giró se mantiene: tenía 148.000 y pasa a 142.000, suficientes para superar la oferta de la pública, el Popap, que cae de los 74.000 a los 65.000.

El fin de semana es también para RAC 1. El sábado el Vía Lliure impone, con 416.000 seguidores, en El Suplement, que tiene 317.000. Ambos mejoran respecto a los 394.000 y 310.000 que tenían en noviembre de 2019. Y el domingo el magacín de Xavier Bundó marca 397.000 oyentes, por los 293.000 de Roger Escapa (hace un año lideraba Catalunya Ràdio, ya que los programas tenían 336.000 y 374.000, respectivamente).

Cataluña Radio, por su parte, es fuerte con el Informatiu Migdia, que tiene 132.000 oyentes, sólo 4.000 menos que el curso anterior. El programa equivalente de RAC 1, el 14/15, se queda en 63.000 seguidores, 15.000 menos, pero con el hándicap de tener sólo media hora contra las dos horas de su homólogo en la pública. El Primer toc, que completa la otra media hora, baja de 57.000 a 50.000. Y los programas de fin de semana Críms (los sábados), En guardia!, Les dones i els díes, y iCat Express consiguen también los liderazgos en sus franjas para Catalunya Ràdio, que también es primera con La Nit dels Ignorants.

Otra buena dato es la de El bunker, que se estrena en Catalunya Ràdio con 71.000 oyentes. En cambio, el nuevo Adolescents se queda en unos más discretos 37.000 seguidores (7.000 más que hace un año, pero entonces en una franja diferente, de sólo media hora en la madrugada). La comparativa con RAC 1 se hace difícil, porque Catalunya Ràdio tiene la franja nocturna más fragmentada, en espacios de una hora, mientras que la privada apuesta por Tu dirás de diez y media a la una. Pero Aleix Parisé, que se estrena al frente del formato, mejora los 97.000 seguidores del programa y los sube a 102.000. En las dos horas precedentes, Agnès Marqués sigue defendiendo el No ho sé con 87.000 seguidores, 11.000 menos que hace un año, pero suficientes para superar los programas de la rival pública.

En todo caso, la audiencia no castiga el cambio de rumbo impuesto por la dirección de la emisora, que prescindió de los deportes en la noche después de dos décadas. En noviembre del año pasado, El club de la mitjanit se quedaba en 66.000 oyentes con su última temporada.

61785

loading…

1 Comment

  1. No me creo nada que tanta gente escuche radio convencional pero ni de lejos me lo creo.

Los comentarios están cerrados.