Radio Lugo celebró el Día del Libro con los niños de la ciudad

Radio Lugo

Con la lectura de un fragmento de ‘La historia interminable’ en la voz de Lucas comenzaba el magazine Hoy por Hoy Lugo.
La SER sale a la calle para celebrar el Día del libro en la mejor de las compañías: los niños y niñas vecinas de la capital lucense. El alumnado de primaria del centro María Auxiliadora inundaron las calles del centro de la ciudad con la lectura de fragmentos literarios y «pedriñas» en las que escribieron reflexiones literarias para sorprender a los viandantes del casco histórico.



«Como en Lugo la piedra es el elemento común entre nuestros tres patrimonios de la humanidad: la Catedral, la Muralla y el Camiño Primitivo decidimos que las piedras también esté presentes en este día «, contaba Álvaro Fernández, profesor del centro, en los estudios de Radio Lugo.

Y es que si te encuentras con alguna de estas piedras tienes que saber que estás en el mismo lugar en el que un niño ha leído un libro esta mañana y quiere alegrarte el día. Desde el centro ruegan que no se roben estas «pedriñas», pero si que se jueguen con ellas: «que las cambien en calle o que se saque una foto para las redes sociales».

Desde primero hasta sexto de primaria. Los estudiantes hoy, cada uno con su libro, salieron de las aulas para gritar a favor de la lectura. «Viva la radio y viva la lectura», gritaron al despedir la conexión con el programa de esta casa Hoy por Hoy Lugo. Con los nervios de un día diferente y la ilusión de que padres y madres les fuesen a ver un día, los alumnos y alumnas del centro María Auxiliadora, celebraron el Día del Libro.

Lucas, un alumno de «aproximadamente 9 años», fue el encargado de demostrar en los micrófonos de la SER de inaugurar este especial. Leyó un fragmento de ‘La historia interminable’, libro que «nunca se acaba de leer años tras año», confiesa.

Misterio, banda diseñada, ficción o curiosidades, hay tantas opciones como adolescentes. Leer es lo que nos hace libres, por eso fomentar la lectura es algo fundamental, y más en los tiempos que corren, rodeados de pantallas, inmediatez y ‘tiktoks’.

Cada vez es más raro ver a un niño con un libro y menos con un smartphone o tablet. Hoy, como cada 23 de abril vuelve a ser un buen momento para regalarnos tiempo para nosotros, para los nuestros y para la lectura. Dejar volar nuestra mente y liberarla de las preocupaciones, las prisas y los pensamientos intrusivos que se cuelan sin permiso para emborronarlo todo.

81208