Luis López se despide por un tiempo de Los 40



Luis López

Y lo hace con este texto desde su perfil de Facebook:
Con tan sólo doce o trece años descubrí la magia de las ondas, mis hermanos mayores sintonizaban Radio Luxemberg en el 1440 KHz de AM. Poco tenía que hacer yo más que girar la ruleta y activar el modo ON en aquel viejo transistor que sonaba a gloria. Pronto entendí que aquel sonido lleno de interferencias inspiraría mi vida. Locutores de voz poderosa, jingles de infarto, el sonido de los 80 en pleno apogeo y una selección musical de otra galaxia. La dinámica de los presentadores me tenía atrapado, todo en inglés, no entendía ni papa, pero me encantaba imitarles.

Por aquel entonces, además de cumplir con los típicos compromisos de estudiante en mi pueblo, Requena, echaba una mano a mis padres en una tienda de comestibles donde prácticamente me crié. Rellenaba las estanterías y presentaba los artículos para mis adentros como si fuera uno de aquellos locutores: botes de tomate, latas de atún, cajas de galletas, lo que fuera… Ahí se empezó a forjar el sueño, un sueño que hoy en día puedo decir alto y claro, se ha hecho realidad.

Hace 28 años gané el concurso nacional de Los 40 Principales, mi emisora favorita desde el día que la descubrí y la que de alguna forma cubrió todas mis expectativas de oyente exigente, tras mi rodaje en aquella radio internacional.

Para colmo, mi hermano Javi entró a trabajar en Los 40, lo que para mi supuso una motivación especial, pensé que con un gran maestro todo sería más fácil. No se lo que significa presentar música en otra cadena de radio pero hacerlo en esta, durante todos estos años ha sido maravilloso.

Desde que asumí la dirección del programa World Dance Music, hace exactamente 18 años, no ha habido una sola temporada donde no me haya pellizcado en varias ocasiones para saber si todo lo que me ocurría era real o tan solo fruto de la imaginación de aquel niño que quería ser locutor. En este tiempo he entrevistado a algunos de los mejores artistas del mundo, mantengo con muchos una excelente relación, he viajado por infinidad de países y lo mejor, he conocido a gente alucinante, amantes de la música como yo, que han sido mi motor en todo momento, hablo de vosotros los oyentes, lo mejor de mi carrera.

Los últimos años han sido muy intensos, con grandes responsabilidades y con retos prácticamente inimaginables que hemos hecho realidad en España y Latinoamérica, siempre rodeado de un equipo tope gama, empezando por mi productor, Cristian San Bernardino, y terminando por el apoyo incondicional de todos los directores que he tenido, tanto en España como en toda Latinoamérica. Todo esto con el peso de un acúfeno (tinnitus) en mi oído derecho que apareció hace ocho años y que no ha hecho más que dificultarme el camino. El apoyo incondicional de mi mujer, absolutamente esencial en mi vida y la grandeza de mis hijos, me han dado fuerza suficiente para seguir adelante y aquí estoy. Hablarle al mundo, creo que ha sido otro de los hándicaps que me han mantenido siempre “On Fire”.

Estas vacaciones de agosto me he relajado en exceso y he tenido tiempo para la buena reflexión, llegando a la conclusión de que necesito un descanso indefinido. Quiero agradecer a la dirección de Los 40 España que hayan querido contar conmigo también este año, con dos nuevos proyectos muy ilusionantes. Ha sido justo al empezar a trabajar en ellos que me he dado cuenta de que debo activar el botón de pausa, también agradezco su comprensión ante esta decisión personal. Para terminar, deciros que esto no es un adiós, creo francamente que me quedan años de radio, y espero que así sea, pero para eso tengo que parar ahora y lo hago feliz, con esa satisfacción plena de misión cumplida. Hasta pronto!

60710

loading…