Los anunciantes rechazan por «injustificado» que se prohíba publicitar dulces



La Asociación Española de Anunciantes (AEA) ha expresado este viernes su rechazo por el «sorprendente e injustificado» anuncio del ministro de Consumo, Alberto Garzón, de prohibir a partir del próximo año la publicidad de determinados productos de alimentación, como dulces o bebidas calóricas.

La Asociación Española de Anunciantes (AEA) ha expresado este viernes su rechazo por el «sorprendente e injustificado» anuncio del ministro de Consumo, Alberto Garzón, de prohibir a partir del próximo año la publicidad de determinados productos de alimentación, como dulces o bebidas calóricas.

La AEA se suma así al malestar de la Federación Española de Industrias de Alimentación y Bebidas (FIAB) y de otras asociaciones de la cadena alimentaria, toda vez que entiende que «la industria publicitaria no puede ser estigmatizada ni cercenada en su recuperación».

En un comunicado, recuerda que esta asociación de anunciantes está integrada en la Comisión de Seguimiento del Código Paos (que establece un conjunto de reglas éticas que guían a las empresas), desde donde se está trabajando en la actualización del mismo.

Y que en virtud de este código, añade el escrito, la industria de alimentación y bebidas ha ofrecido en los últimos meses reducir «de manera voluntaria» más de un 75 por ciento de la publicidad dirigida al público infantil.

Explica que en la reunión que tuvieron el pasado miércoles se les aseguró que no había ninguna decisión tomada sobre el perfil nutricional sobre el que se basarían las limitaciones publicitarias y que esta sería fruto de un debate en el que buscarían el consenso de las partes implicadas, de ahí que considere «sorprendentes» las declaraciones del ministro Garzón.

La Asociación Española de Anunciantes subraya que «siempre se ha mostrado abierta a colaborar con la administración» y que sigue en pie esa intención de «seguir trabajando en esa vía colaborativa y de autorregulación».

Tras recordar que este sector es multiplicador del valor económico con efectos directos e indirectos en el tejido empresarial, la AEA detalla que en España aporta un 1,3 % al PIB y genera un volumen de negocio superior a los 18.720 millones de euros y más de 100.000 empleos.

66653