José María García habla abiertamente y sin tapujos de Pablo Iglesias



José María García

Alfredo Pascual escribe en huffingtonpost.es que el exlocutor radiofónico José María García ha hablado de la figura del vicepresidente y líder de Unidas Podemos, Pablo Iglesias, en una entrevista en El Español.

El periodista definió a Iglesias como el más preparado con diferencia: “Ha estudiado para ser político. En la universidad era un tipo brillante. Pero lo ha echado a perder todo por una gran cagada: el famoso chalé. No se puede estar toda la vida diciendo una cosa y luego hacer la contraria. Yo estaba hasta los huevos del bipartidismo. Me llevé una alegría con el 15-M”.

García afirmó que llegaron con buenas ideas, pero que la alegría del 15-M duró dos semanas porque “todo quedó en palabrería”: “De lo teórico a lo práctico media un abismo. Iglesias está dando palos de ciego. Lo que más le interesa es la televisión. Apaga y vámonos”.

De nuevo reiteró que le había decepcionado porque “en los debates demostró ser el mejor político y el más preparado”. El exlocutor dijo que le pierden sus “ideas radicales” y señaló que cuando uno es vicepresidente, tiene que saber por qué y para qué está ahí.

“Un vicepresidente no puede ser la oposición del presidente”, reflexionó.
García también tuvo tiempo para hablar de otros líderes políticos, empezando por la figura del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez. “No puede ser colocado como ejemplo de un gran presidente, pero le ha tocado bailar con la más fea. Es un personaje que me llama la atención”, aseguró el locutor, que añadió que es presidente porque le han votado y hay que aceptarlo.

Continuó contando que un día le pidió verle y le recibió muy amable en Moncloa. En la reunión que mantuvieron, García confesó que le dijo que había luchado contra molinos de viento: “Te pusieron en la puta calle, los barones hicieron estragos contigo, pero remaste y acabaste con todos”.

De Vox, García aseguró que no cree que su ideario quepa en una sociedad moderna, ya que es un “partido extraño, sorprendente y no muy aconsejable”.

62799