El gobierno local abre el debate sobre Onda Jerez

Onda Jerez

El gobierno local pretende abrir un debate sobre el futuro de Onda Jerez. En la mañana de ayer se reunió con Ganemos e Izquierda Unida para empezar a estudiar qué hacer con la radiotelevisión municipal. Eso sí, el ejecutivo niega tajante que entre las alternativas esté la de cerrarla pero sí de dar una solución a los problemas que arrastra desde hace años, especialmente en el aspecto técnico. Ayer lo resumió la primera teniente de Alcaldía y portavoz municipal, Laura Álvarez, en declaraciones a este periódico: «Onda Jerez tiene que reinventarse». En la reunión se abordaron varios temas, entre ellos la situación de la emisora municipal. Los tres grupos acordaron que se empezarán a buscar alternativas para plantear un nuevo «modelo» para la radiotelevisión, un proceso al que se pretende invitar al resto de formaciones (PP y Ciudadanos).

Onda Jerez dejó de ser una empresa municipal en 2015 pasando a ser un departamento más del Ayuntamiento, concretamente el Servicio de Radio y Televisión Municipal, adscrito al Área de Presidencia. Esta absorción ocasionó, entre otras circunstancias, que perdiera su capacidad de obtener ingresos propios mediante publicidad ya que no tiene capacidad legal para hacer este tipo de contrataciones. La absorción fue la decisión adoptada por el PP -que en primer lugar barajó hacer un Expediente de Regulación de Empleo Temporal en la emisora- como única salida para mantener viva la radiotelevisión local, cuya sociedad (Jecomusa) estaba abocada a la liquidación por las pérdidas acumuladas. Sin embargo, mantuvo el modelo de organización y trabajo que tenía mientras era gestionada a través de la mercantil pública.

Ahora el actual gobierno socialista se ha planteado que es necesario reconfigurar este servicio. Su mejor activo es que el Ayuntamiento, dado el tamaño poblacional de la ciudad, tiene derecho a la explotación de una licencia de TDT (Televisión Digital Terrestre) que no se piensa desechar. Pero, a su vez, es perentoria una importante inversión en la radiotelevisión municipal para adaptarla a las nuevas tecnologías puesto que los actuales equipos se han quedado obsoletos -el coste se estima en unos 200.000 euros aproximadamente-. Por contra se da el hándicap del importante déficit presupuestario que arrastra el Ayuntamiento que dificulta la reserva de partidas económicas específicas para la inversión requerida.

«Onda Jerez ha quedado obsoleta a nivel técnico por lo que hay que hacer una inversión pero también hay que repensar su modelo para hacerla más útil a los ciudadanos como servicio público y que perviva a los distintos gobiernos que pasen por el Ayuntamiento», indicó Álvarez.

Uno de los asuntos que siguen pendientes es la búsqueda de alternativas para obtener ingresos dada la imposibilidad legal del sistema de contratación de publicidad que se tenía mientras la gestión era a través de una empresa municipal. Al respecto, la edil explicó que se está barajando la posibilidad de hacerlo mediante patrocinios, tal y como se realiza con algunos eventos culturales, festivos y deportivos promovidos por el Ayuntamiento, pero que hay que buscarle su «encaje legal».

47553