Así ha comenzado Carlos Alsina la temporada del nuevo «Más de uno» de Onda Cero

Carlos Alsina

Bienvenidos a una nueva jornada. La primera del curso. Primera de la nueva temporada radiofónica. Con algunos cambios en nuestra propuesta diaria porque desde esta tarde, tarde noche, Juan Ramón Lucas conduce La Brújula, nuestro informativo de referencia. Hemos perdido a Lucas en Más de uno, lo han ganado los oyentes brujuleros, y hemos ganado a David del Cura, que desde hoy ejerce de capataz en esta primera parte de Más de uno.

Estaremos con ustedes hasta las doce y media, con las voces que usted conoce y con algunas nuevas. Las doce y media, que seguirán siendo las doce y media haya o no haya cambio de hora. Que si lo hay, en octubre, aquí estaremos para explicárselo, faltaría más.

Tenemos al Barça líder de la Liga, por mejor gol average, aunque empatado a puntos con el Real Madrid. Los dos equipos son los únicos que han ganado sus tres primeros partidos del campeonato. El Barça goleó ayer 8-2 al Huesca y el Madrid le ganó el sábado al Getafe 4-1. Ssssserá por goles, profesor. En el derby sevillano le ganó el Betis al Sevilla 1-0 (gracias a un gol de Joaquín) y en el derby valenciano empataron a dos Levante y Valencia. ¿Y qué más? El fin de semana próximo no habrá Liga, tenemos parón de las elecciones, con el atractivo del estreno de Luis Enrique en el banquillo del combinado nacional. Por lo demás, Rafa Nadal se ha colado en cuartos de final del Abierto de Estados Unidos de tenis (le espera ahora el austriaco Thim), el británico Simon Yates es el nuevo líder de la Vuelta Ciclista a España (con Alejando Valverde a sólo un segundo) y otro británico, Lewis Hamilton, es aún más líder del Mundial de Fórmula Uno después de imponerse ayer en el Gran Premio de Italia… Carlos Sainz fue octavo y Fernando Alonso, una vez más, tuvo que abandonar.
Arrancan el curso empatados el PP y el PSOE. Encuesta del diario La Razón. Los dos partidos en cabeza. La moción de censura que llevó a Sánchez a Moncloa resucitó el bipartidismo. El PSOE ganaría con tres décimas de diferencia aunque en el reparto de escaños quedaría prácticamente empate. El voto popular que se fue en otros sondeos con Ciudadanos regresa al PP de Casado y, pese al triunfo socialista, el centro derecha suma más que la izquierda. Podemos ayuda poco, desde las generales de junio de 2016, Podemos ha perdido más de 1,3 millones de votos. Traducido a escaños entre 24 y 28.
Con esta encuesta llega el primer día de un curso electoral. Ya conocemos las asignaturas seguras: municipales, autonómicas y europeas pero no descartemos que se sumen andaluzas, catalanas parece difícil pero nada es imposible y hasta unas generales. El Presidente quiere agotar la legislatura pero mantener un Ejecutivo con un equipo de 84 diputados es un ejercicio diario de malabarismo político o un estado de cesión continua a los socios de moción.
Todo esto sería soportable para Pedro Sánchez, hemos visto su perseverancia y sus nueve plenos con sus votaciones para lo de RTVE. Hemos vistos sus decretos, esos que tiene que llevar ya esta semana a convalidación. Estos días iremos comprobando votación a votación si puede convertirse en un gobierno de cambio o solo le queda la capacidad para señalar lo que quiere cambiar. En definitiva, si puede gobernar y sobrevivir a un otoño de lazos amarillos colocados por los «tramperos indepes» porque ni a Puigdemont ni a Quim Torra les va a descabalgar de sus planes de república independiente con bilaterales, inversiones o promesas de soluciones políticas…
No se quiere perder Puigdemont el arranque de curso, y eso que los suyos tienen el parlamento cerrado para que el personal se distraiga en la calle. El President Torra se irá mañana al teatro a proclamar su «hoja de ruta» para el pueblo elegido, que no llega a ser la mitad del pueblo catalán según las cuentas demoscópicas y electorales.

Antes de esa independencia que no sabemos si llegará lo que toca es el juicio a los que Puigdemont dejó tirados y ahora están en prisión a la espera de banquillo. Pues bien, esta cuestión, la cuestión catalana, el proyecto de república catalana, es la única que puede alterar los planes de legislatura de Pedro Sánchez. Aseguran públicamente que no están pensando en el 155 pero ya están mirando los papeles por si acaso. Dice hoy Iceta, (ministro sin cartera para Catalunya) en el Periódico que «algunos están jugando con fuego» y la presidenta del PSOE reconoce lo obvio.
La única alegría política que va a tener en los próximos días Pedro Sánchez va a ser que va a convalidar el decreto para sacar los restos de Franco del Valle de los Caídos. Aunque el President de la Generalitat puesto con las exhumaciones ve «francos» por todas las estructuras del Estado.
Si algo nos ha dejado claro el independentismo es que sus reglas son muy básicas. Todo el que no piense como yo es «fascista», Franco está más vivo que nunca y lo que tiene que hacer el gobierno es obligar a la fiscalía a recular en la acusación de rebelión.

En la convalidación del jueves de la exhumación de Franco los que van a coincidir en la abstención son PP y Ciudadanos. Esta va a ser otra de las peculiaridades de este curso político: encontrar entre Rivera y Casado las siete diferencias… quizá con encontrar alguna sería suficiente para el relato y para el electorado. Después de su triunfo en el Congreso del PP uno de los debates veraniegos ha sido si se iba a escorar a la derecha y dejar el perseguido y ambiguo «centro» a Ciudadanos. Si quería ser la Alianza Popular de Fraga o la UCD de Adolfo Suárez, que fue un partido de amalgama y montonera que se convirtió en viga maestra de la Transición. Así que este fin de semana en Ávila, tierra del expresidente, provincia por la que es diputado Casado, a 70 kilómetros del Valle de los Caídos, hacía el anuncio con el que aprovechar la herencia y plantear una alternativa a la Memoria Histórica del PSOE. ¡la CONCORDIA! Y esa concordia sirve para dar nombre a la nueva fundación del PP, con Suarez Illana a la cabeza, y para presentar una ley «alternativa» a la de Memoria histórica.
La Memoria Histórica ha sido una ley incómoda para el PP… en el Gobierno decidió dejarla sin presupuesto, en la oposición plantea una alternativa y yo me pregunto ¿no pueden ser compatibles la memoria y la concordia? ¿no deben ser compatibles la memoria y la concordia?… pues parece que todo depende del momento desde el que se empieza a contar. Unos, para la memoria, desde el levantamiento contra la República. Otros, para la concordia, desde la Transición.

53233