La Feria de Mérida tendrá su propia radio



Feria de Mérida

Juan Soriano informa desde el Hoy que el sistema permitirá que todas las atracciones tengan el mismo volumen para evitar molestias a personas con sensibilidad especial.

Fin a los problemas de ruidos en la Feria de Mérida. Al menos, eso es lo que espera el Gobierno local, que este año contará con un novedoso sistema para evitar que las atracciones superen los límites de lo aconsejable para el oído.

El Consistorio emeritense montará un equipo que consiste en una unidad móvil formada por un camión con una emisora de radio de corto alcance. Eso permitirá unificar el sonido a través de unos receptores, que se instalarán en las atracciones y los puestos de venta, como las tómbolas. El objetivo es que todas tengan el mismo volumen, lo que evitará ruidos innecesarios.

La delegada municipal de Festejos, Ana Aragoneses, señala que se ha destinado una cifra aproximada de 9.000 euros a este sistema, que ya se emplea en otras ferias pero que será la primera vez que se trae a la capital autonómica. Será la principal novedad de la edición 2021.

Como indica, lo habitual en estas celebraciones es que haya «una competitividad entre las atracciones», que suben el volumen de su actividad para atraer al público. Eso genera un ruido cada vez mayor que parecía no tener fin.

La mejor forma de atajar este problema es controlar las emisiones con un volumen fijo para todos, especialmente para las atracciones. En cuanto a las casetas, se considera que no causan tanto problema porque se trata de espacios cerrados. Pero la instalación que montará el Consistorio emeritense también cuenta con un sistema de control de decibelios, lo que permitirá alertar a los establecimientos que superen el límite considerado adecuado.

Además, el sistema de hilo musical permitirá lanzar avisos a los asistentes, como recomendaciones para cumplir con las medidas sanitarias para evitar contagios de covid-19.

Junto a esto, el camión que se instalará este año en la Feria de septiembre también contará con zona de baño para personas con diversidad funcional. Contará con doce aseos, seis para hombres, cinco para mujeres y uno adaptado a discapacitados físicos.

Feria más inclusiva
Con esta novedad el Gobierno local quiere contribuir a contar con una feria más inclusiva, que facilite la asistencia a personas con problemas de oído y también a quienes tienen algún tipo de discapacidad o diversidad y se ven especialmente afectados por el ruido, algo en lo que se viene trabajando en los últimos años.

Con ese fin, este año también se celebrará el día sin ruido en la feria, que coincidirá con el día del niño, el 1 de septiembre.

Asimismo, el Consistorio mantendrá la instalación de pictogramas en el recinto ferial para personas con diversidad funcional. El objetivo es contar con unos festejos accesibles para todos.

65319